Gonzalo, con las manos en la masa.

22 de agosto, 2015 - social - Comentar -

Tremendamente divertido y muy tranquilo. Nunca pudimos imaginar que nos sobrase harina.

Deja tu comentario
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 + 5 =
Ver anterior Ver siguiente
Últimas entradas
Categorías